Mejores lugares para ir a Ibiza este verano

MEJORES CALAS Y PLAYAS DE IBIZA

De entre las mejores calas y playas de Ibiza la que sin duda os recomiendo no perderos son las siguientes.

Si quieres puedes alquilar una de nuestras motos en esta isla y disfrutar aún más pincha aquí.

Cala Bassa

La Cala bassa es una playa estrecha y arenosa, con aguas cristalinas y tranquilas, que la convierten en una de las más bellas y mejores calas de Ibiza

En verano esta playa está bastante llena. Hay algunos bares y restaurantes, desde los que podréis disfrutar de las maravillosas vistas.

Habitualmente premiada con bandera azul debido a la increíble claridad y el color azul que aquí el agua presenta. Además, debido a la escasa pendiente que encontramos en los primeros metros de playa, el agua de esta playa acostumbra a tener una temperatura cálida, por lo que el mar te invita a entrar y darte un buen chapuzón.

Cala Comte

Las platges de Comte ―o Cala Conta, como se conocen en castellano― representan uno de los rincones marítimos más visitados de Ibiza. Se trata de una preciosa sucesión de caletas situada al noroeste de la isla, a tan sólo 8 kilómetros de Sant Josep de Sa Talaia.

Si deseas alquilar nuestros servicios en esta playa consulta la disponibilidad aquí.

Además de por sus finas arenas blancas y sus aguas de color esmeralda, el entorno de cala Conta destaca por sus diversos restaurantes, por sus puestas de sol inmejorables, y por la hilera de islotes que flotan en el horizonte más próximo. Aunque cala Conta es altamente disfrutable tanto en invierno como en verano, nosotros recomendamos su visita en junio y en septiembre, cuando la afluencia de turistas no es tan masiva y, sin embargo, las temperaturas permiten el baño

Las aguas de Cala Salada son turquesas, limpias y calmadas, un lugar ideal para nadar y realizar snorkel, Seabob o el flyboard de forma tranquila.

Cala Tarida

Cala Tarida es una zona turística muy apreciada en el municipio de Sant Josep de Sa Talaia, en el oeste de la isla. El viajero se sorprenderá ante la variedad de su paisaje. Un hermoso arenal contrasta con rocas y pequeños islotes, que van separando distintos tramos de playa. Las aguas tranquilas, la ubicación resguardada de los vientos, la práctica de deportes y la disponibilidad de todo tipo de servicios, convierten al lugar en uno de los favoritos para unas vacaciones en familia.

Si deseas alquilar nuestro barco en esta playa consulta la disponibilidad aquí.

Pero no hay que ir muy lejos si lo que se busca es soledad y aislamiento. En el área de Cala Tarida es posible perderse en algunas de las pequeñas calas situadas más al norte. Incluso se puede practicar nudismo frente al islote de Sa Sabata (el zapato). Nadar hacia rocas con peculiares formas y contemplar los atardeceres son actividades sencillas y placenteras que no olvidan quienes visitan este hermoso rincón de Ibiza.

Si quieres disfrutar aún más de estas playas contacta con nosotros y reserva una experiencia única. 

Cala Saladeta

Cala Salada mantiene todavía el aire marinero de antaño. Nada más llegar, les llamará la atención la curiosa casa de piedra, con el enlucido rosa en los laterales, que llega casi hasta el agua. Ésta es una playa popular para la gente de Sant Antoni, que la frecuenta sobre todo los fines de semana. Un ambiente familiar al que las casetas varadero le aportan, si cabe, mayor atractivo.

La orilla es de arena y la cantidad de ésta en el interior depende de los temporales del invierno. Hay servicio de hamacas, sombrillas y velomares , y un restaurante en el que se sirve buen pescado. Hacia el otro lado, tras un tramo de rocas, encontrarán Cala Saladeta, la cual hablaremos ahora de ella, más pequeña pero de gran belleza, con una arena fina que otorga al mar una tonalidad intensa y paradisíaca.

Rodeada de colinas de bosque de pinos, la pequeña calita de arena de Cala Salada es un destino preferido para la gente de la isla y los propietarios de embarcaciones privadas. El agua es hermosa y clara, poco profunda y perfecta para nadar. El fondo marino es en su mayoría de arena blanda.

Cala Saladeta

Cerca de Cala Salada, un peñasco divide ambas calas. A la izquierda, junto al acceso al aparcamiento y la parada de autobús, se extiende Cala Saladeta.

Si deseas alquilar nuestros servicios en esta playa consulta la disponibilidad aquí.

Sus aguas son de color esmeralda y existen numerosas piedras en los primeros metros de orilla, así que siempre vendrán bien unos escarpines (aunque se puede sobrevivir sin ellos) . Este sector playero suele estar relativamente tranquilo y es una estupenda opción para disfrutar con un poco más de calma de este rincón natural.

A la derecha del peñón, sin embargo, se extiende una de las más famosas playas de Ibiza. Se llama Cala Saladeta, aunque su denominación se confunde muchas veces con su hermana, Cala Salada.

Se puede llegar a través de las rocas, pero el camino tiene sus peligros y siempre es más recomendable hacerlo por un senderito que nace detrás de las rocas. Es más largo, pero no te lo pienses porque, además, ofrece estupendas panorámicas del mar en el que te vas a bañar. Una escalerita final te lleva hasta la arena donde, prácticamente a cualquier hora del día, las ganas de fiesta se notan en el ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.